Crónica: Massive Attack y su homenaje a «Mezzanine» en Madrid

Como si de una liturgia se tratara, Massive Attack vinieron a redimir sus pecados a la capital madrileña. Tras su fallida presencia el pasado mes de julio, saldaron su deuda con creces. Una especie de purificación que convirtió al Palacio de Vistalegre en una misa magistral de domingo.

Los de Bristol trajeron su show, tan solemne como enérgico, a un público ansioso. No eran para menos. Los precedentes en la capital fueron parte de la nebulosa de la velada, pero la parábola llamada Mezzanine, junto al mágico imaginario creado sobre las tablas, fue la que nos sacudió a los allí presentes.

Este tercer disco, editado en 1998, ya huele a gloria, y significó un auténtico punto de inflexión en la trayectoria de los ingleses. Más oscuros, más solemnes, Massive Attack pintaron en Madrid un universo demoledor a la altura de las circunstancias sociales actuales.

Críticos en los visuales, estaba prohibido cerrar los ojos, a pesar de la cantidad de partes altamente rotundas y explícitas. No se salvaron ni Trump ni Sadam Husein. Hasta Britney Spears era parte de esa contraposición de personajes provocadores, donde tampoco faltó Sarah Ferguson. Un combo de mensajes que denunciaba una sociedad del consumo dormida y autoengañada. Esta dinámica también se repite como un mantra en conciertos de bandas como la de Roger Waters (Pink Floyd), Vetusta Morla… un ritual que pretende abrir los ojos de los espectadores a través del altavoz que la música brinda.

Como parte del repertorio, y haciendo honor a ese Mezzanine, no faltaron el reggae futurista de ‘Angel’ o ‘Teardrop’, momentos álgidos de la noche. Con una belleza de principio a fin, entre los primeros temas apareció ‘Saturday Night’, de The Cure con Horace Andy, quien salió varias veces. La otra referencia de la velada (y que se ha unido a este gira especial) fue ula voz sublime de Elizabeth Fraser, cantante de Cocteau Twins y que pone voz a tres pistas del álbum.

Como ya hemos adelantado, el repertorio no solo se completó con temas de Mezzanine, sino que se valieron de otros inspiradores para el grupo.

Así, la confección del bolo quedó de sobresaliente, creando durante una hora y cuarenta y cinco minutos un universo profundo, bello y distorsionado y con el que consiguieron remover conciencias y dejarnos con la boca abierta, que es de lo que se trata.

Ellos, que en 28 años tan solo han editado 5 trabajos, su pretensión siempre ha sido cambiar el estado de las cosas a través de una música incierta y oscilante (como los tiempos que corren), pero desde una perspectiva preciosista.


Hoy destacamos

Sónar 2019 confirma al sustituto de A$AP Rocky

Sónar 2019 confirma al sustituto de A$AP Rocky

Como os informábamos esta mañana, A$AP Rocky ha cancelado toda su gira europea, y entre esas fechas, se encontraba su actuación en Sónar 2019.

10 shows que no te puedes perder en Dreambeach 2019

10 shows que no te puedes perder en Dreambeach 2019

Dreambeach 2019 se acerca! El día 7 de agosto arranca la nueva edición del festival almeriense en Villaricos, una fiesta que se alargará hasta el domingo 11 de …

SebastiAn estrena nueva canción «Beograd»

SebastiAn estrena nueva canción «Beograd»

SebastiAn regresa con un nuevo electro banger titulado «Beograd», y que supone el single más cercano