Review: Orbital – Monsters Exist

Orbital acaba de publicar su noveno álbum de estudio “Monsters Exist”. Un álbum de nueve pistas en su edición sencilla, diecisiete en la deluxe, en el que solo encontramos la colaboración del físico Brian Cox, que nos ofrece una de sus reflexiones en “There Will Come a Time”.

Los hermanos Phil y Paul Hartnoll han vuelto al estudio seis años después del lanzamiento de “Wonky”, su anterior disco, lanzado en 2012, y el resultado es este compacto trabajo, sin grandes pretensiones, pero con la astucia habitual del dúo británico.

En 1996, Orbital publicó el vídeo oficial de uno de los icónicos temas “The Box”, en ese vídeo, se podía leer “Monsters Exist” en una de las pantallas que embelesaba a la protagonista del clip, sin duda, el dúo ha querido en cierto modo hacer una regresión a aquella época que se palpa en cortes como “Hoo Hoo Ha Ha” o “VisionOne”, que emanan electrónica de finales de los noventa por sus poros.

“The Raid”, bien podría haber sido parte de la banda sonora de ese clásico de la ciencia ficción llamado “The Matrix”, mientras que “Tiny Foldable Cities” nos lleva a un terreno más folklórico. En ámbitos generales, el disco conserva ese aire sucio en el sonido que protagonizó una parte de la escena electrónica a finales de los años 90, y es que parece que el grupo se ha instalado en aquella, la que fue, seguramente, su época dorada.

Aquí os dejamos la escucha del nuevo disco de Orbital “Monsters Exist”


Hoy destacamos

¿Breakdance en los Juegos Olímpicos?

¿Breakdance en los Juegos Olímpicos?

¿Entrará el breakdance como disciplina deportiva en los Juegos Olímpicos? Hay una propuesta seria en marcha para ello.

Todo lo que necesitas saber del nuevo disco de Gesaffelstein

Todo lo que necesitas saber del nuevo disco de Gesaffelstein

A finales del año pasado, Gesaffelstein reaparecía con el anuncio de su vuelta a los escenarios y con “Reset”

Crónica: Massive Attack y su homenaje a “Mezzanine” en Madrid

Crónica: Massive Attack y su homenaje a “Mezzanine” en Madrid

Como si de una liturgia se tratara, Massive Attack vinieron a redimir sus pecados a la capital madrileña. Tras su fallida presencia el pasado mes de julio, saldaron …