Stones Throw lanza una suscripción anual para comprar vinilos

El sello discográfico Stones Throw ha tenido un gran año en venta de vinilos, tal y como la discográfica asegura, por ello ha decidido comenzar una iniciativa que hará las delicias de todos los melómanos.

La venta de vinilos sigue en auge, este 2017 ha vuelto a aumentar sus cifras de venta respecto al curso pasado, cerrando otro gran año. Aunque, sus cifras están aún lejos de su época dorada, los vinilos ya representan el 14% de las ventas físicas en Estados Unidos, a pesar de los buenos datos de ventas el streaming sigue siendo el formato favorito para la gran mayoría de consumidores de música.

Stones Throw ha lanzado una suscripción anual al sello, para recibir en tu casa todos los vinilos que el sello lance durante el 2018. El primer lanzamiento un doble single en 7” que se compone de dos remixes, uno a cargo de Knxwledge al “Let’s Take It Black” de J Dilla, y otro de Mndsgn a la canción “Floating By” de Washed Out.

El programa de suscripción cuesta $300, aunque también hay que una tasa por los gastos de envío, en el caso de Europa alcanzará los $250, que se pagaría una sola vez en la suscripción.

Stones Throw ha publicado trabajos de artistas como Madlib, y otros de sus proyectos como Quasimoto, Madvillain o Jaylib, así como el propio J Dilla, Washed Out, Lootpack, Oh No, Dam-Funk, The Turntablist o el grupo de Anderson .PAAK y Knxwledge, NxWorries.


Hoy destacamos

Muere Andrew Weatherall, leyenda del acid-house

Muere Andrew Weatherall, leyenda del acid-house

Ha fallecido el dj y productor británico Andrew Weatherall, a los 56 años debido a una embolia pulmonar.

Grimes estrena «Delete Forever», junto a su vídeo oficial

Grimes estrena «Delete Forever», junto a su vídeo oficial

Grimes sigue descubriéndonos temas de su nuevo álbum, esta vez nos muestra «Delete Forever»

Jon Hopinks luce su piano en «Scene Suspended»

Jon Hopinks luce su piano en «Scene Suspended»

Han pasado solo dos años del lanzamiento del aclamado quinto álbum de estudio de Jon Hopkins «Singularity», pero nos resulta ya muy lejos, por lo que recibimos entre …